Primera parte de nuestra aventura en familia. Disneyland París.

 

Hola a tod@s.

Hace tiempo que tenía pendiente sacar un ratito para organizar fotos y contaros una aventura en familia, nuestro viaje a Disneyland París.

Por circunstancias, y aunque tuvimos un intento anterior, nunca habíamos viajado con Alejandra en avión, y la verdad es que todo salió fenomenal, tanto, que ya tenemos organizada una segunda vez. Pero sobre las mil dudas que me surgieron antes de viajar con la peque escribiré otro post. En este os quiero contar el viaje del que espero que podáis sacar algún que otro consejo.

El plan inicial era pasar dos días alojados en Disney, y las otras 3 noches con 2 días completos en París, que aunque ya lo conocemos, para mí es la ciudad a la que nunca me canso de volver.

Llegamos el miércoles por la noche al hotel de Disneyland, concretamente el Cheyenne, todo ambientado en el Oeste, es de los más económicos junto al Santa Fe, y pese a que yo recuerdo que fuí con mis padres a otro mejor, éste me pareció suficiente para dormir un par de noches. Por ponerle algún pero, sólo tengo queja en el desayuno que no valía mucho y estaba demasiado lleno de gente, pero por lo demás todo correcto.

El jueves nos fuimos pronto al Parque, para las personas alojadas en los hoteles del recinto abren una hora antes, y quisimos aprovechar para montar en los sitios que suelen tener más cola. El tema atracciones lo llevaba bien estudiado, gracias a la ayuda de una compañera que es asidua a Disney y va con sus hijos todos los años, por lo que ya me había hecho una lista  con todo detalle sobre que atracciones estaban bien para montar con Alejandra, y cuales merecían la pena para aprovechar y turnarnos los papis a la hora de su siesta.

Mucha gente piensa que con 2 años es todavía pronto para llevarles a Disneyland, yo por mi experiencia, diré que lo único “malo” es que desde que Alejandra fue, ¡no hay día que no nos pida volver!. Así que  espero encontrar ocasión para poder repetir. La verdad es que allí hay magia de sobra  para niños de todas las edades ( me incluyo 😂) pero ver la ilusión con que Alejandra daba su libro de autógrafos para que le firmaran sus ídolos no tiene precio, e hizo que a nosotros hasta se nos saltaran las lágrimas por verla tan feliz, a la par que alucinada. Todavía recuerda el viaje y nos pide ver las fotos y vídeos una y otra vez. Yo fuí con 14 años y tampoco me acordaba de muchas cosas hasta que lo volví a revivir, por lo que para mí ha sido perfecto llevarla con esta edad, en la que los niños son tremendamente inocentes.

Entre mis recomendaciones, está cenar en el Café Mickey con Mickey y sus amigos, y comer con las princesas en el Auberge du Cendrillon , esto es algo caro, pero merece la pena. Para ambos sitios es necesario reservar.

Una buena opción es dedicar al menos un día a cada uno de los dos parques a los que se puede acceder indistintamente y las veces que quieras a lo largo del día para el que tengas entrada, el Disneyland Park y  el Walt Disney Studios, el primero está mejor para niños más pequeños, pero en ambos hay muchas atracciones para todas las edades. Y del Studios no os podéis perder la atracción estrella, la de Rataouille, nosotros como teníamos entrada para un tercer día y facilidad para movernos con un coche de alquiler, el viernes volvimos de París al Parque para poder montar con Alejandra, ya que el día que dedicamos al Studios, había colas de más de una hora y aprovechamos para montar por la cola individual que es más rápida mientras ella se echaba la siesta, pero nos gustó tanto, que no podíamos irnos sin que montara ella, pese a las colas. La próxima vez nada más abrir el Parque nos haremos con el Fastpass que te permite hacer una cola más rápida y en ciertas atracciones como esta es necesario para poder aprovechar el resto del día sin dejar de montar en otras cosas por perder demasiado tiempo en la cola.

Y como último consejo, os recomiendo coger buen sitio para ver la Cabalgata de la tarde y el espectáculo final en el Castillo de La Bella Durmiente.

Os dejo algunas fotos que para mí son un recuerdo precioso de unos días llenos de magia, y me despido hasta nuevo post, en el que os contaré la otra mitad de nuestro viaje, si os ha gustado, ¡nos os lo perdáis!.

image image image image image image imageimage image image image imageimage image image image  image image image image image imageimage image image image imageDSC_0155DSC_0072IMG_6266IMG_6265DSC_0141IMG_6267IMG_6302

Creo que de todas, la última que os dejo es la foto que mejor resume nuestro viaje. Espero que os haya gustado el post, y que estéis atentos a la segunda parte donde os cuento nuestro paseo por París con Alejandra.

IMG_6243 ¡Hasta pronto!